Nació hace dos años para dar respuesta a consumidores más concienciados con el medio ambiente y para ayudar a artesanos y talleres españoles que individualmente no disponían de fuerza comercial para dar salida a sus productos.

Hoy en día se va consolidando en el sector de la decoración eco made in Spain.

En Artilujos se escogen a los artesanos que están en sintonía con la idiosincrasia de la empresa y cuyos muebles tienen una sensibilidad especial. Además, disponen de una política de responsabilidad social corporativa en la que todos los diseños que son propios de Artilujos los envian a fabricar a talleres de asociaciones o fundaciones que dan empleo a personas en riesgo de exclusión social.

El cliente objetivo de Artilujos abarca un amplio espectro de perfiles ya que va desde el consumidor esporádico que está buscando algo diferente para regalar hasta el consumidor concienciado con el medio ambiente que encuentra valor añadido en este tipo de productos o el profesional de la decoración u hotel rural que desea muebles reciclados y sostenibles para decorar diferentes estancias.

La venta es online y su punto fuerte es un trato cercano con los clientes y buen servicio pre y post venta. Además, si el cliente lo necesita, también disponen de un servicio de interiorismo y decoración.

Fuente: que.es