El Alcalde de Taichung (Taiwán) Lin Chia-lung ha detenido temporalmente el desarrollo de la Taiwan Tower, diseñada por Sou Fujimoto, argumentando que preferiría pagar una multa por romper el contrato que gastar los 15.000 millones de dólares taiwaneses (USD 47,6 millones) necesarios para construir el “problemático” proyecto.

Se esperaba que la torre se convirtiera en la “versión taiwanesa de la Torre Eiffel“, como también un modelo para la arquitectura sustentable al alcanzar la acreditación LEED Gold gracias a sus características energéticas. Su superestructura de acero, propuesta para izar una sección triangular del Taichung Gateway Park a 300 metros de altura, intencionalmente no tenía “una forma obvia” e iba a ser percibida como un fenómeno natural (sic).

Sin embargo, desde que la propuesta de Fujimoto se alzara ganadora en el respectivo concurso de arquitectura en 2011, el presupuesto se ha duplicado. Y, tal como señaló Chia-lung, también se han sumado problemas de seguridad. El Alcalde organizará un “equipo especial” para revisar el proyecto y lanzar un plan de sustitución.

Fuente: www.archdaily.mx